Educación discriminatoria

Nueve colegios concertados de la Comunidad de Madrid separan por razón de sexo a los alumnos.

Pero no sólo éso, es que la Comunidad de Madrid acaba de conceder la gestión de dos nuevos centros educativos construídos en suelos públicos, en Alcorcón y en Alcalá de Henares, a dos empresas que confían en la “educación diferenciada”.

El Gobierno de Esperanza Aguirre no ceja en su empeño de ideologizarnos a los madrileños y madrileñas a través de la manipulación del concepto de libertad de elección de los centros escolares, y nos mete entre los colegios concertados con financiación pública, una serie de ellos cuyo espíritu va en mi modesta opinión contra los valores de la Constitución Española de 1978.

Es cierto que hay más comunidades autónomas que conciertan centros que discriminan a los alumnos según sexos, pero muchas de ellas ya han realizado planteamientos de retirada de esta financiación pública.

El Tribunal Supremo sentenció el 16 de abril de 2008 en favor del Gobierno regional de Castilla-La Mancha, que pidió la potestad para retirar el concierto a los centros segregadores.

Esta sentencia del Supremo reactivó el debate en Castilla-La Mancha, Andalucía, Catalunya, Asturias, Baleares, Cantabria y Galicia, donde cada consejería de Educación ha planteado la retirada de los conciertos a este tipo de empresas en el próximo curso.

Bueno, como vivo en la Comunidad Autónoma de Madrid, tengo que asumir que aparte de pagar espías, dosiéres, a empresas de amigos de López Viejo, viajes a Cartagena de Indias, etc. debo financiar a órdenes religiosas que crean empresas de carácter educativo de lo más reaccionario de la Europa Occidental. Y así, tengo que aguantar que con mis impuestos, y los del resto de los madrileños, tengamos que apostar por los colegios diferenciados por sexos.

Os dejo un enlace a un artículo de El País, por si os interesa.

2 comentarios en “Educación discriminatoria

  1. Hola Pilar:
    Cada vez que leo u oigo hablar de los colegios que separan a las niñas y los niños no puedo evitar recordar cuando yo iba a la escuela de mi pueblo de Salces (Campoo – Cantabria), hace ya más de 60 años y compartíamos mesas (entonces todavía no había pupitres) niños y niñas y éramos muy felices y aprendíamos las mismas cosas y al mismo tiempo, en una complicidad armónica perfecta.

    Me da mucha pena observar este mayúsculo retroceso. ¿Es que los padres que consienten y peor aun que promueven esa absurda separación no son concientes de que la escuela mixta es la que produce los mayores avances para la convivencia feliz entre hombres y mujeres?.

    Un cordial saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s